TALLER PLAN DE ACCIÓN con ASANA

¿POR QUÉ NECESITAS UN PLAN DE ACCIÓN?

Cuando no tienes un Plan de Acción es muy probable que pierdas mucho tiempo buscando solucionar cada obstáculo que no tenías considerado y no sepas retomar el rumbo o la dirección correcta en el momento en que tengas una desviación en el camino.

Un Plan de Acción es muy útil a la hora de coordinar y comprometer a un conjunto de personas, equipos u organizaciones a involucrarse y trabajar juntas con la finalidad de conseguir determinadas metas.

 

Conoce una manera fácil para Definir, Documentar y Supervisar las Acciones, los Avances y los Cambios que se tienen que llevar a cabo para lograr un Objetivo.

OBJETIVO.

Crear un Plan de Acción para lograr una Meta específica en la Organización, definiendo, documentando y supervisando los objetivos, las acciones y los cambios que se tienen que llevar a cabo hasta alcanzarla, coacheando al Equipo y su Líder durante la implementación.

 

METODOLOGÍA DE COACHING.

Se propone un tipo de conversación y escucha con preguntas bien planificadas, que ayude a los involucrados en expandir su habilidad para darse cuenta de realizar importantes cambios, avanzar en nuevas áreas y ser y tener más de lo que son y quieren de su trabajo.

DESARROLLO.

 

1. Involucrados y Roles.

Ejecutar un proyecto generalmente significa involucrar a los colaboradores en su ejecución. En tu plan, describe qué miembros del equipo formarán parte del proyecto y cuál será el papel de cada persona. Esto te ayudará a decidir quién es el responsable de cada tarea y le permitirá a las partes interesadas saber cómo espera que participen.

2. Plan de Comunicación y Seguimiento.

Tener un plan de comunicación es esencial para asegurarse de que todos entiendan lo que está sucediendo, cómo avanza el proyecto y qué está sucediendo, y en caso de que surja un obstáculo. Utiliza Asana como sistema de Colaboración en este sentido.

3. Definición de las Necesidades, los Resultados y el Objetivo.

Es muy importante que antes de comenzar, definas las Necesidades, los Resultados que quieres obtener al final del Proyecto y el Objetivo resumido en una sola frase.

4. Definición del Propósito (Meta-Objetivo).

Es muy importante también, saber el propósito que le da sustento al objetivo.

Cuando hay momentos de querer abandonar la meta, el propósito nos puede motivar a seguir adelante.

5. SMART del Objetivo.

Todo objetivo debe tener las siguientes características: Específico (S), Medible (M), Alcanzable (A), Relevante (R) y con una fecha compromiso (T); realiza el ejercicio según la guía.

6. Situación Actual.

Para darse cuenta de donde están parados y con que cuentas y con que no.

7. Recursos.

Ayuda para saber y darse cuenta de que se puede disponer.

8. Obstáculos.

Ayuda a visualizar estrategias para superar los posibles obstáculos con que cuenten.

9. Estrategias.

Una estrategia se compone de una serie de acciones planificadas que ayudan a tomar decisiones y a conseguir los mejores resultados posibles ante una situación específica. La estrategia está orientada a alcanzar un objetivo siguiendo una pauta de actuación.

10. Líneas de Acción.

Al final debes ya tener claro, que líneas de acción seguir para lograr el objetivo. Por cada línea de acción debes definir un producto o servicio (entregable) y contestar una serie de preguntas que te van a ayudar durante el proceso de ejecución.

11. Retroalimentación.

Es muy importante aprender de lo que ha sucedido, para bien o para mal.

Utiliza las preguntas sugeridas en el taller para tal efecto.

Para más información mándame un correo a gustavo@eforgan.com.mx o da click en el siguiente formulario de contacto:

0
  • Facebook
  • Twitter
  • YouTube